lunes, junio 12, 2006

No sé cuando escribí esto (Peces).


Un grupo de peces negros. Bajan el bosque entre sonidos de ramas que se quiebran. Se deslizan por las hojas muertas. Tienden a esquivarlo todo. Son peces. Peces negros. Y no tienen nada más en el mundo que sentirse eso. Que bajar laderas corriendo con sus pies de viento.
Cada uno lleva dibujada en la capucha una extraña señal del color del pasto. Una viva marca que deja una estela verde en el camino. Y las espadas hacen sonar un eco cada vez que rozan una planta.

Parece que en un momento intenté hacer algo de poesía.
(hay algunas cosas que no logro recordar)

1 comentario:

May dijo...

Tus peces forman parte de mi mundo, los vi como propios, y que bueno eso de no ser mas que lo que se es, y descansar. Imagen potente la de los pies de viento… me quedo con eso. Bello Javi